la-sorprendente-limpieza-hepatica pdf

libro en pdf limpieza hepatica 

-Cálculos biliares en el hígado –

Un severo riesgo para la salud
piense en el hígado como una ciudad grande, con miles de casas y
calles. Hay tuberías subterráneas para distribuir agua y gas. Los
sistemas de drenaje y los camiones de basura se encargan de los
desperdicios. Las líneas eléctricas distribuyen energía a los hogares y negocios. Fábricas, sistemas de transporte y comercios cubren las
necesidades diarias de sus habitantes. La ciudad está organizada de tal forma que provee todo lo necesario para la subsistencia de su población entera. Sin embargo, si la vida en la ciudad se paraliza como resultado de grandes huelgas, fuentes de energía en deterioro, un masivo acto terrorista o un devastador terremoto, la población comenzará a sufrir serias carencias en todos estos sectores.

El hígado tiene cientos de funciones diferentes y está conectado a todas las partes del cuerpo. Durante todo el día, se ocupa de crear, procesar y proveer grandes cantidades de nutrientes. Estos nutrientes alimentan entre 60 y 100 trillones de habitantes (las células) del cuerpo. Cada célula es, en sí misma, una microscópica ciudad de complejidad inmensa, con billones de reacciones químicas por segundo. Para sostener las increíbles y diversas actividades de todas las células del cuerpo sin interrupción, el
hígado debe proveerlas con una corriente constante de nutrientes y
hormonas. Con su complejo laberinto de venas, conductos y células
especializadas, el hígado necesita estar libre de cualquier obstrucción para poder mantener una línea de producción sin problemas y un sistema de distribución de nutrientes y hormonas libre de fricciones en el cuerpo.
La Sorprendente Limpieza Hepática y de la Vesícula
El hígado es el principal órgano responsable de procesar, convertir,
distribuir y mantener las necesidades de ‘combustible’ del cuerpo.
Algunas acciones involucran la simplificación de químicos complejos; otras, también importantes, involucran la síntesis, particularmente la manufactura de moléculas proteínicas. El hígado funciona como una estación de limpieza, desactivando hormonas, alcohol y drogas. En todos los casos, es la función del hígado el modificar estas sustancias biológicamente activas para que pierdan su potencial efecto dañino –un proceso llamado desintoxicación. Las células especializadas en los vasos sanguíneos del hígado (células de kupffer) atacan a los elementos dañinos
y a los organismos infecciosos que llegan al hígado desde el intestino. El hígado secreta los materiales de desecho resultantes de estas acciones a través de sus conductos de bilis. Para asegurar que todo esto suceda de manera eficiente, el hígado recibe y filtra tres pintas de sangre por minuto y produce dos y cuarto de pintas de bilis diariamente. Los cálculos biliares obstructivos pueden mermar en gran manera la capacidad del hígado para detoxificar todas estas sustancias proveídas externamente o internamente generadas en la sangre; también previenen al hígado de entregar la cantidad adecuada de nutrientes y energía a los lugares precisos del cuerpo
en el momento justo. Esto puede afectar el delicado equilibrio del cuerpo, llamado ‘homeostasis’, resultando en un mal funcionamiento de sus sistemas y órganos.
El ejemplo perfecto de tal desequilibrio es el incremento en la
concentración de hormonas endocrinas estrógeno y aldosterona en la sangre. Estas hormonas, producidas en hombres y mujeres, son
responsables del grado correcto de la retención de agua y sal; cuando no se desintoxica, como ocurre en la congestión de la vesícula y los conductos biliares, su excesiva concentración en la sangre produce la inflamación del tejido y la retención de agua. Los altos niveles de estrógeno son considerados como la primordial causa del cáncer de seno en las mujeres.
En los hombres, los altos niveles de esta hormona pueden causar el
desarrollo de tejido en los senos. Casi un 60% de la población
norteamericana tiene sobrepeso u obesidad; esto es, sufren de retención de líquidos (con comparativamente poca acumulación de tejido adiposo o grasa). La retención de fluidos en los tejidos obliga a otros materiales de desecho a ser depositados en varias partes del cuerpo. En cualquier momento que la capacidad de almacenaje de toxinas se agota, los síntomas de enfermedad aparecen.
Limpiar el hígado y la vesícula de todos los cálculos acumulados ayuda a restaurar la homeostasis, a balancear el peso y a preacondicionar al cuerpo para que se cure automáticamente; es también una de las mejores precauciones que uno puede tomar para protegerse contra enfermedades en el futuro .

Si usted sufre alguno de los síntomas presentados a continuación, o
alguna condición similar, probablemente tenga un gran número de
cálculos biliares en su hígado y su vesícula:

􀂾 Impotencia
􀂾 Problemas urinarios
􀂾 Problemas de visión
􀂾 Manchas del hígado,
especialmente aquéllas en la parte anterior de las manos y la cara
􀂾 Exceso de peso o debilitación
􀂾 Color oscuro debajo de los ojos
􀂾 Escoliosis
􀂾 Cuello rígido
􀂾 Problemas dentales o de encías
􀂾 Adormecimiento o parálisis de las piernas
􀂾 Osteoporosis
􀂾 Enfermedades renales
􀂾 Mal de Alzheimer
􀂾 Cabello grasoso o pérdida del cabello
􀂾 Pesadillas
􀂾 Desórdenes digestivos
􀂾 Heces Fecales de color arcilla
􀂾 Hemorroides
􀂾 Cirrosis hepática
􀂾 Alto colesterol
􀂾 Desórdenes cerebrales
􀂾 Una personalidad molesta o biliosa’
􀂾 Otros problemas sexuales
􀂾 Desequilibrios hormonales
􀂾 Ojos hinchados
􀂾 Mareos y episodios de desmayos
􀂾 Fuertes dolores en la espalda y hombros
􀂾 Impotencia
􀂾 Problemas urinarios
􀂾 Problemas de visión
􀂾 Manchas del hígado, especialmente aquéllas en la parte anterior de las manos y la cara Exceso de peso o debilitación
􀂾 Color oscuro debajo de los ojos
􀂾 Escoliosis
􀂾 Cuello rígido
􀂾 Problemas dentales o de encías
􀂾 Adormecimiento o parálisis de las piernas
􀂾 Osteoporosis
􀂾 Enfermedades renales
􀂾 Mal de Alzheimer
􀂾 Cabello grasoso o pérdida del cabello
􀂾 Pesadillas
􀂾 Desórdenes digestivos
􀂾 Heces Fecales de color arcilla
􀂾 Hemorroides
􀂾 Cirrosis hepática
􀂾 Alto colesterol
􀂾 Desórdenes cerebrales
􀂾 Una personalidad molesta o ‘biliosa’
􀂾 Otros problemas sexuales
􀂾 Desequilibrios hormonales
􀂾 Ojos hinchados
􀂾 Mareos y episodios de desmayos
􀂾 Fuertes dolores en la espalda y hombros
􀂾 Gota
􀂾 Asma
􀂾 Ojos y piel amarilla
􀂾 Obesidad
􀂾 Extremidades frías
􀂾 Dureza de las articulaciones y músculos.

DESCARGAR LIBRO EN EL SIGUIENTE LINK

LasorprendentelimpiezaHep_tica+copia (1)

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.